Respiramos tranquilos después de esta sorprendente noticia que compartimos directamente de la OCU y que viene a corroborar la mucho más sorprendente noticia de la OMS y que publicábamos ayer: La OMS admite ahora No tener pruebas concluyentes de que el COVID-19 se contagie por contacto con superficies

En OCU han hecho un estudio comprando en varios supermercados de diferentes ciudades una larga lista de productos de alimentación y los han llevado al laboratorio para verificar si hay coronavirus en su superficie. Tras la realización del test PCR, respiramos tranquilos: el negativo es rotundo.

Desde el comienzo de la crisis del coronavirus, han cambiado muchas cosas en nuestra vida. Una de ellas han sido nuestros hábitos de compra de los alimentos y productos de higiene. Han aumentado mucho las compras online, hemos visitado el supermercado en menos ocasiones de lo normal, aunque hemos hecho compras más grandes.

Ir al supermercado se ha convertido en motivo de gran preocupación para muchas personas que temen contagiarse. Primero, por acudir al establecimiento y exponerse en un sitio cerrado con cientos de personas que lo visitan a diario. Y segundo, por pensar que los alimentos podrían estar contaminados por el virus.

Sin embargo, desde el inicio de la crisis, los supermercados han sabido adaptarse tomando medidas eficaces de limpieza de superficies de manera frecuente, uso de guantes y mascarillas por parte del personal, distanciamiento del personal, mamparas, etc. Para extremar las precauciones, los consumidores tenemos que respetar las medidas impuestas por el establecimiento, llevar puestos guantes desechables y, a ser posible, mascarilla. Siguiendo todas las medidas de precaución, no hay por qué tener miedo de ir al supermercado.

El virus no se contagia por ingestión

Si eres de los que se angustia pensando que los alimentos que comemos podrían estar contaminados, te interesará saber que la Autoridad Europea en Seguridad Alimentaria (EFSA) ha descartado que los alimentos sean vehículo de trasmisión de este tipo de virus. En realidad, se trata de un riesgo emergente de muy reciente aparición y todavía no hay estudios, pero hasta la fecha no se conoce ningún contagio por esta vía, ya que la vía de entrada del virus es por aspiración y no por ingestión. Las condiciones digestivas normales, como la acidez del estómago o las sales biliares, serían en principio suficientes para inactivar el virus.

Etiquetas:
0 veces compartido