¿Por qué los/las fisioterapeutas están en contra de que los servicios de ejercicio físico se presten por quienes más saben de ello? Desde el Consejo COLEF aspiran a que esta brecha entre ambos colectivos se cierre y sane, ya que consideran que hay espacio para todos, pero para ello los Colegios de Fisioterapeutas deben empezar a respetar y reconocer la excelencia de las Ciencias de la Actividad Física y del Deporte españolas, especialmente en ejercicio físico en diferentes patologías.

“Los colectivos de fisioterapeutas se oponen frontalmente a que los servicios de ejercicio físico se presten por quienes más saben de ello. Su perverso silogismo consiste en que si el ejercicio físico proporciona salud, es terapéutico y, por tanto, debe ser prestado por fisioterapeutas, porque son los profesionales sanitarios que se han formado escasamente en algo parecido (la cinesiterapia)”.

El Plan de Prescripción de Actividad y Ejercicio Físico que impulsó en 2022 el CSD por fin se está materializando en grandes programas autonómicos. En aquel entonces había diversos programas locales por toda la geografía estatal, y tan solo Catalunya, País Vasco y la Región de Murcia contaban con un gran desarrollo de sus propios planes. El PAFES catalán tiene casi 15 años; los SOAF -Servicios de Orientación de Actividad Física- de Euskadi llevan varios años extendiéndose por todos los municipios; y Activa Murcia está más que consolidado.

Para estas comunidades autónomas el Plan del CSD ha servido para seguir creciendo, pero para el resto ha supuesto un verdadero cambio: de iniciativas repartidas por diversas localidades, a grandes planes para que la ciudadanía de cada rincón de la comunidad autónoma se pueda beneficiar.

En este último año y medio han aprobado sus propios planes autonómicos de prescripción de ejercicio físico Andalucía, Cantabria, Illes Balears, C. de Madrid, Navarra y C. Valenciana. Canarias recientemente ha anunciado el acuerdo entre sus Consejerías de Sanidad y Deporte para ponerlo en marcha. En el resto de territorios también están avanzando para que pronto sea una realidad.

Todas estas iniciativas tienen una virtud: la interdisciplinariedad. Es el personal sanitario quien prescribe o deriva a las Unidades Activas de Ejercicio Físico, y en ellas son las educadoras y educadores físico deportivos quienes prestan el servicio. El sistema sanitario y el deportivo colaboran para que personas con patologías e inactivas se beneficien de programas de ejercicio físico diseñados por las y los profesionales universitarios especialistas en ello.

Precisamente es este aspecto, el de la intervención de las/los profesionales de las Ciencias de la Actividad Física y del Deporte, el que está generando mayor conflicto. Los colectivos de fisioterapeutas se oponen frontalmente a que los servicios de ejercicio físico se presten por quienes más saben de ello. Su perverso silogismo consiste en que si el ejercicio físico proporciona salud, es terapéutico y, por tanto, debe ser prestado por fisioterapeutas, porque son los profesionales sanitarios que se han formado escasamente en algo parecido (la cinesiterapia).

Este argumento les está llevando a recurrir en la vía administrativa y a impugnar en la vía judicial. Sin embargo, los COLEF/COPLEF están frenando estos ataques. Una de las últimas buenas noticias a este respecto ha sido la Resolución del Tribunal Administrativo de Navarra que da la razón al COLEFNA y al Ayuntamiento de Pamplona, desestimando las pretensiones del Colegio de Fisioterapeutas de Navarra y dejando claro que “el término “terapéutico” no es exclusivo de una profesión sanitaria“. De forma similar el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León en su Sentencia 597/2022 apuntó lo siguiente: “El elemento o adjetivo terapéutico no añade específicamente nada a la cuestión, es como si se hablase de gimnasia terapéutica o ciclo indoor terapéutico. El deporte es esencialmente saludable y terapéutico“.

Desde el Consejo COLEF aspiran a que esta brecha entre ambos colectivos se cierre y sane, porque son conscientes de que cuando educadoras y educadores físico deportivos y fisioterapeutas trabajan de la mano se pueden lograr grandes cosas. Un ejemplo de ello es lo que sucede en alto rendimiento en multitud de deportes. Hay espacio para todos, pero para ello los Colegios de Fisioterapeutas deben empezar a respetar y reconocer la excelencia de las Ciencias de la Actividad Física y del Deporte españolas, especialmente en ejercicio físico en diferentes patologías.

Etiquetas:
0 veces compartido